2017 Chevrolet Malibu. Destaca el híbrido

Por Luis Arturo Duran, Escritor independiente, especialista en temas de autos (larturoduran1@hotmail.com)

El 2017 Chevrolet Malibu es un sedán de mediano tamaño, que se ofrece en las versiones L, LS, LT, Premier y Hybrid (Híbrido), siendo este último el que tuve la oportunidad de conducir para este review.

Todas las versiones portan tracción delantera.

Mientras que -insisto- probé el híbrido, permítame comentarle algunos detalles del resto de las versiones, a manera de referencia.

Las versiones L, LS y LT vienen con una transmisión automática de seis velocidades, así como un motor turbocargado de cuatro cilindros y 1.5 litros, que alcanza los 160 caballos de fuerza y 184 libras-pie de torque. El rendimiento de combustible de este tren motriz anda en las 27 millas por galón en la ciudad y 36 millas por galón en la carretera.

La versión Premier trae transmisión automática de 9 velocidades y un motor turbocargado de cuatro cilindros y 2.0 litros, que brinda 250 caballos de fuerza y 260 libras-pie de torque. Su rendimiento de combustible se estima en 22/33.

En cuanto a la versión híbrida, como su nombre lo indica, combina un motor de gasolina con un motor eléctrico.

Este combo alcanza los 182 caballos de fuerza y 277 libras-pie de torque. Su rendimiento es devastador (en el buen sentido de la palabra), al tratarse de un auto híbrido: 47 millas por galón en la ciudad y 46 millas por galón en la carretera.

Pasando al rubro de los accesorios, la versión L incluye cuestiones como rines de acero de 16 pulgadas, faros frontales automáticos, acceso y encendido sin llave, aire acondicionado, control crucero, volante telescópico, asientos de tela, conectividad telefónica Bluetooth y otros detalles más.

La versión LS agrega rines de aleación de 16 pulgadas, Wi-Fi, cámara de vista trasera y pantalla touchscreen de 7 pulgadas con el sistema de infoentretenimiento MyLink, y más. La siguiente, la LT, añade rines de 17 pulgadas, luces de marcha diurna LED, espejos térmicos, luz interior ambiental, radio satelital y otros artilugios.

Cabe indicar que la versión híbrida prácticamente trae lo mismo que la LT, al grado de que las dos versiones también tienen disponible de manera opcional un paquete con amenidades adicionales, el Convenience and Technology, que ofrece encendido remoto, espejo retrovisor con ‘auto desempañante’, pantalla touchscreen de 8 pulgadas, volante y perilla de la palanca de cambios envueltos en cuero, carga de teléfono celular inalámbrica, dos puertos USB de carga adicionales, y un enchufe de 120 voltios estilo casero, entre otros detalles más.

Si se anima con este paquete, puede agregar el paquete Leather, que, como su nombre lo indica, agrega cuero en asientos; además de asientos frontales térmicos y un sistema de audio de nueve bocinas, por mencionar algunos ejemplos.

Por último, el paquete Premier incluye todo lo ya descrito, además de rines de 18 pulgadas, luces traseras LED, asientos frontales ventilados, volante térmico, un sistema de navegación y mucho más.

Aún quedan más paquetes y aditamentos opcionales disponibles -con accesorios adicionales de seguridad, por ejemplo, como sensores delanteros y traseros de estacionamiento y sistema de advertencia de colisión frontal con frenado automático a bajas velocidades-, pregunte a su concesionario Chevrolet de confianza para más información en este rubro.

Hablando de seguridad en general, cabe mencionar que todas las versiones portan frenos antibloqueo, control de tracción y estabilidad, bolsas de aire para las rodillas en los asientos frontales, bolsas de aire laterales también para los asientos frontales, y bolsas de aire tipo cortina.

¡Ah! También cuenta con el sistema OnStar, que incluye notificación automática de choque, asistencia en el camino, apertura de puertas remota y asistencia en caso de que su vehículo sea robado.

El diseño interior resulta una mejora sobre el año-modelo 2016. Organizado, con controles visibles e intuitivos, es agradable al tacto y a la vista. Los asientos son bastante cómodos, y en general, la cabina es bastante espaciosa.

En cuanto al manejo, si se trata del motor de gasolina, resulta más recomendable el de 2.0 litros, que trae más ‘punch’ y poder.

Sin embargo, en general y sobre todas las cosas, lo mejor de lo mejor es la versión híbrida, que brinda una aceleración rápida y suave, además de que, por su tren motriz, es bastante silenciosa.

Consumo en ciudad: Hasta 47 MPG (híbrido). Consumo en carretera: Hasta 46 MPG (híbrido). Precio base sugerido: Desde $28,750 (híbrido).

Be the first to comment on "2017 Chevrolet Malibu. Destaca el híbrido"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*